Esports y la psicología deportiva.

Los días 1,2 y 3 de noviembre se realizó en el museo Elder de Gran Canaria el II Festival Gaming Halloween. Dicho evento fue organizado por GC LIBERTY, equipo de esports conformado por personas sordas e hipo acústicas. El primer equipo en Europa y segundo en el mundo. En esta oportunidad tuvimos el privilegio de exponer sobre la psicología de los esports.

 

La importancia de la psicología en esports

 

En el taller se abordaron temáticas centrales como son la psicología de los esports, sus objetivos y principales diferencias con la psicología clínica. El debate sobre la concepción de los esports como un deporte también fue tratado. Finalizando con preguntas del público  presente.

Para poder entender la importancia del trabajo psicológico en los esports es menester partir de la definición  de la psicología del deporte. Lamentablemente el desconocimiento hacen que se vincule a esta rama de la psicología con el trabajo terapéutico y por ende con la patología. “para que un psicólogo si no estoy loco”.

La psicología del deporte trabaja de forma científica con sujetos relacionados directa o indirectamente al deporte. Entendemos por estos a los deportistas, staff técnico, dirigentes y padres. Su principal objetivo es la optimización del rendimiento, sin desconocer la importancia del desarrollo saludable de los sujetos. Se parte de un individuo psicológicamente sano y adaptado a su realidad. ¿Qué pasa si se detecta que el deportista no cumple con esto? Se deriva al especialista en psicología clínica.

 

¿Se puede aplicar la psicología del deporte a los esports?

 

Claro que si, en los deportes electrónicos se encuentran implicadas variables psicológicas de rendimiento como lo son la confianza, motivación, autocontrol y concentración.  Los aspectos que tienen en común los deportes “clásicos” con los eSports son más que sus diferencias. El trabajo en equipo ya sea de los competidores como de los staff técnico.

La necesidad de esfuerzo y constancia, la adaptación a las reglas de juego. Y justamente eso, el juego, que es algo que no hay que pasar por alto. El juego es una actividad que permite sociabilizar, que contribuye al disfrute y que permite el desarrollo de competencias para la vida diaria. Estas tres cosas constitucionales en el juego actualmente se pierden de vista. Parece que el videojuego aísla, genera frustración y no sirve para los desafíos de la vida adulta.

Para lograr ser un buen competidor se va a necesitar interaccionar con otras personas integrantes del equipo”.

Para aprender también hay que comunicarse con los demás. Sobre el disfrute, la misma competencia puede eclipsar la satisfacción, pero nuevamente, para lograr ser un buen competidor no hay que caer en la pura exigencia. Esta exigencia en un umbral correcto, eustres, permite generar y desplegar competencias que a su vez van a ser muy necesarias en la vida diaria.

 

En los sports la función del psicólogo deportivo es importante.

 

Pese a esto hay que remarcar que hay equipos que han obtenido éxito deportivo y que no tenían psicólogo y viceversa. Aquí no se asegura un resultado, lo que se permite con el trabajo psicológico es beneficiar a la mejora del rendimiento. La probabilidad de mejorar aumenta.

Lograr la excelencia deportiva ( habilidades+ practica= habito ; habito+ sistematicidad= excelencia) no asegura el éxito deportivo pero si incrementa la satisfacción, la realización del deportista y eso aumenta la probabilidad de éxito.

 Todos conocemos a alguien talentoso, pero que no le gusta el entrenamiento sistemático. En una partida también puede ganar, pero si se enfrenta a alguien con talento pero que si entrena la probabilidad de obtener la victoria disminuye. Lo ideal es trabajar las variables psicológicas con profesionales de forma sostenida en el tiempo.

Remarcamos el trabajo sostenido es la forma de que las habilidades mentales aprendidas puedan ser afianzadas y de esta forma soportar la presión de la competencia.

 

Ricardo Deniso. Responsable área Canarias.

No Comments

Post A Comment